Cuando hablamos de colecciones, nos referimos a una reunión de objetos con características afines que comparten un mismo propósito, y llegando a convertirse a largo plazo en un hobbie, algo que te gusta hacer y en lo que puedes pasar infinidad de horas.

Cuantos no hemos juntado e intercambiado cromos para pegarlos en el album, recolectado canicas, tazos, chapas, dvds o libros. Desde niños siempre hemos practicado esta actividad aumentando nuestra autoestima al completar una colección y convirtiendote en el mejor de los negociadores.